REANUDACIÓN DEL COMITÉ DE EMPRESA

El pasado viernes, 4 de octubre, se reanudó el Comité de Empresa, tras el receso solicitado por CCOO , porque no se admitía la propuesta presentada por nuestro grupo para que el Presidente del Comité se asesorase de sus funciones y no se extralimitara.

Hay que decir que los motivos del receso han tenido su efecto, pues el Presidente rectificó y sometió a votación la propuesta conjunta de CCOO y UGT, junto a otra presentada por otro grupo. Nuestra propuesta conjunta ganó la votación.

Una vez finalizado el punto le solicitamos proseguir con el resto de puntos pendientes del orden del día, a lo que el Presidente contestó que el 26 de septiembre se había decidido continuar con el Comité a pesar de que CCOO y UGT abandonaron la reunión, porque el resto de los grupos así se lo había confirmado.

Ese día 26 no estaban presentes todos los miembros del Comité de Empresa de los otros grupos sindicales y por parte de CCOO y UGT sumábamos más representantes que el resto de grupos sindicales que integran el mismo. Por ello, según establece el reglamento del Comité de Empresa, la reunión debería haber quedado en suspenso. Además, según el propio reglamento, para poder adoptar acuerdos debe haber un cuórum que no se cumplió, por lo que todos los acuerdos posteriores al punto 4 adoptados por el Comité ese día carecen de validez.

Así que el Presidente vuelve a incumplir el reglamento del Comité. Le preguntamos el motivo y no nos quiso responder. Si no le gusta el reglamento, que proponga cambiarlo: no hay problema por nuestra parte.

Este es el talante con el que nos estamos encontrando. Difícilmente se puede uno centrar en lo importante cuando se fomenta la fragmentación en el seno del Comité.