“Es una pena que los recortes amenacen la calidad de la universidad pública”

La mayoría de los profesores asociados, con dedicación parcial en las universidades, ni siquiera llegan a mileuristas. No sumaban 1.000 euros a fin de mes antes de la crisis y los recortes han mermado aún más sus nóminas. En esencia, se trata de la figura de un profesional de reconocido prestigio que dedica parte de su jornada a la docencia. En la práctica ocupan puestos estructurales en muchos casos y dedican mucho más tiempo al asunto del que reflejan sus tablones horarios.

Más detalles: http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/05/08/actualidad/1368037756_940423.html